FUNDACION DE JALPA DE CÁNOVAS


    La fundación de Jalpa de Cánovas data de 1542, cuando la Audiencia de Nueva Galicia, en la jurisdicción de la Villa de Lagos, le otorgara a Don Juan Villaseñor una merced consistente de 4 sitios para ganado mayor y 8 caballerías de tierra, misma que comprendió partes de los Reinos de la Nueva España y de la Nueva Galicia. Para tener una idea de las dimensiones de este merced otorgada al que fuera tronco de un linaje con descendientes como Hidalgo e Iturbide, un sitio de ganado mayor es igual a 41 caballerías, lo que es igual a 1755.67 hectáreas, por lo que la donación constaba de aproximadamente 7 mil 365 hectáreas.

   En el municipio de Purísima del Rincón en el Estado de Guanajuato, en el kilómetro 23 al sur de Purísima de Bustos, se encuentre todavía los vestigios de la Hacienda de Jalpa o Jalpa de Cánovas, clasificada por el Instituto Nacional de Antropología e Historia como hacienda agrícola, aunque en sus inicios su vocación fue ganadera.

   A 41.9 kilómetros al suroeste de la ciudad de León y su casco está en el pueblo que se conoce como Jalpa de Cánovas, pueblo surgido de la propia Hacienda cuando ésta ya había, casi, terminado con su presencia en la historia. De hecho el pueblo en sí mismo, en cuyo centro se encuentra todavía la última casa de la Hacienda, es un testimonio de aquello que fundara don Juan de Villaseñor.